Una vez detectadas la necesidad de mejorar la accesibilidad del norte de la Provincia, entre sí y con la propia capital, se ha articulado una primera fase del Plan Provincial de Transporte de la Diputación de Palencia, poniendo en marcha tres nuevas líneas de transporte con la finalidad de facilitar la accesibilidad para todos los habitantes que residen en la zona norte de nuestra provincia a partir del próximo 30 de octubre de 2017, cumpliendo así objetivos del Plan Estratégico 2020 de la provincia de Palencia, mejorando la conectividad territorial y la movilidad sostenible, así como la apuesta por una económica baja en carbono.

La tres nuevas líneas de transporte, dos actúan como lanzaderas uniendo Guardo-Saldaña-Palencia, y Aguilar de Campoo-Palencia, con parada directa en el Hospital Río Carrión y Hospital San Telmo con el objetivo de poder llegar a las citas médicas a primera hora de la mañana, así como una tercera línea entre Guardo-Cervera de Pisuerga-Aguilar de Campoo, para facilitar el transporte a los trabajadores que se desplazan diariamente a las factorías de Aguilar de Campoo.


Con esta finalidad el pasado mes de septiembre, la presidenta de la Diputación, Ángeles Armisén y el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones firmaron un Convenio Marco entre la Junta de Castilla y León y la Diputación Provincial, con el fin de ampliar o mejorar el transporte público de viajeros en el ámbito rural.

El objetivo prioritario es garantizar la movilidad de la población de los entornos rurales facilitando el acceso a los servicios.

La Diputación aporta 250.000 euros en dos anualidades. 50.000 euros para estos últimos meses del año y el montante restante para el 2018, que se sumarán al presupuesto destinado por la Junta de Castilla y León para el transporte en nuestra provincia, destinando este presupuesto para financiar el déficit de explotación de los servicios y garantizar la calidad de vida de los habitantes de la Provincia.

 

 

Archivos:

Volver